Testimonio NEWPALEX | Gabriela Sarmiento. Directora Nacional Prog. Cuidados Paliativos Clínica Colsanitas (4/09/19) Miércoles, 04 Septiembre 2019

lo comparto like
lo difundo twitter

El método NEWPALEX® para la atención de los Cuidados Paliativos ha aportado las bases a nuestro programa para sostenerse con excelencia y llegar más lejos y a más personas.

Captura Newpalex septiembre19

Hacer cuidados paliativos en países con desarrollo incipiente en el campo, significa todo un reto, sobretodo porque implica romper con un esquema tradicional de asistencia en salud, para innovar con un modelo deliberativo que plantea una forma distinta de situarse frente al paciente, su familia y su problemática.

Nuestro Programa de Cuidados Paliativos en Keralty se inició en el año 2012, con una motivación personal llena de pasión por dar a los pacientes con cáncer un acompañamiento holístico inspirado en la “filosofía Hospice”. Sin embargo, aunque estaba altamente nutrido de un propósito humanista y trascendente, lograba llegar a un volumen muy bajo de pacientes y familias. Estaba formado por un equipo enamorado de cuidados paliativos pero incompleto, carecía de herramientas que permitieran al programa tener todos los componentes para hacer sostenible su eficiencia clínica a través del tiempo y a la vez, llegar a más personas con necesidades paliativas.

Durante 4 años desarrollamos nuestro programa gracias al voto de confianza de las directivas de la compañía pero apalancados financieramente por otros servicios, debido a que nuestro programa tampoco lograba autosostenibilidad financiera.

La realidad es que dábamos servicios aislados de cuidados paliativos y aunque invertimos mucho tiempo en rediseñar un modelo asistencial que también tuviera un componente educativo y de sensibilización, no lograría consolidarse y mantenerse hacia futuro.

Encontrarnos con la Metodología NEWPALEX® en el año 2016 nos permitió comprender que había una forma de hacer cuidados paliativos que garantizaría excelencia clínica, mantener la “filosofía Hospice” a la vez que podíamos crecer en cobertura, llegando a más personas que nos necesitaban. Comprendimos que el método integral para la excelencia en la atención de los cuidados paliativos que nos presentaba la Fundación New Health, nos aportaba estrategias para vincular prestadores en red, pagadores y la comunidad en un mismo propósito.

Además con la implementación de este, también lograríamos que pacientes y familias se sintieran altamente satisfechos con el programa y la atención recibida.  Sabíamos que se trataba de una metodología que “haciendo las cosas bien” y sin buscar como prioridad resultados económicos, casi por añadidura, garantizaría un uso adecuado de recursos con ahorros para los pagadores y una autosostenibilidad financiera para los prestadores de servicios de cuidados paliativos.

Bajo esta consigna inicial empezamos a trabajar con la Metodología en un proyecto que trascendía nuestra capacidad de presentación de servicios como institución hospitalaria y que involucró a toda la compañía en un Programa Integrado de Cuidados Paliativos PICP.

Un proyecto con varias líneas: una línea de aseguramiento en salud, una línea de prestación de servicios con la inclusión de niveles hospitalarios, ambulatorios, domiciliarios y Hospice completamente articulados en red, una línea de docencia donde una institución universitaria se vinculaba al PICP, a fin de ser fuente de capacitación para todos los equipos asistenciales de la red y una línea comunitaria a través de la Fundación Keralty para construir, desde la perspectiva de ciudades compasivas, toda la red comunitaria de apoyo  no solo para nuestros pacientes de cuidados paliativos, sino para toda persona en condición de vulnerabilidad y dependencia.

Con este desarrollo, después de 3 años de trabajo en la metodología NEWPALEX®, a la fecha tenemos más del 60 % de población con necesidades paliativas afiliada a nuestra compañía, cubierta con el programa, con excelentes resultados clínicos en términos de control de dolor, bienestar y calidad de vida, cubriendo población oncológica y no oncológica en una proporción 50/50 que refleja un gran avance en cuidado paliativo no oncológico.

Igualmente se consiguen altos nieves de satisfacción en pacientes y familias, equipos asistenciales completos interdisciplinares de cuidados paliativos en una red coordinada de servicios, que además de vivir la filosofía Hospice en su diario quehacer, reciben por parte del área de desarrollo humano, estrategias de capacitación y cuidados para la prevención de burn out.

Finalmente, mediante la metodología NEWPALEX® hemos logrado modificar el comportamiento de los costos de los servicios mediante contratos por paquetes de riesgo compartido, que además de impactar en contención de costos al aseguramiento, permite que la prestación sea autosostenible.

Hacer cuidados paliativos debe partir de la pasión y la inspiración por mitigar el sufrimiento humano, pero la metodología NEWPALEX® ha aportado las bases estructurales a nuestro programa para sostenerse con excelencia y llegar a más y más personas en todo el país, mediante nuestros proyectos de expansión y consolidación de equipos asistenciales en nuevas ciudades en el país donde las necesidades paliativas cada vez son más evidentes.

Gabriela Sarmiento Brecher

Directora Nacional Programa Cuidados Paliativos. Clínica Colsanitas (Bogotá, Colombia)